Judiciales

El silencio de Rava

El ex Juez de Paz Letrado Rómulo Rava optó por el silencio al momento de ser indagado por la Justicia por su supuesta vinculación con Luis Pericás, ya que habría anulado casi una docena de contratos celebrados por el empresario radial tucumano. Meses atrás, Rava renunció a su cargo para evitar el juicio político, luego de un duro informe en su contra del Consejo de la Magistratura.

Si bien no hubo hasta el momento mayores novedades en lo que es el avance de la justicia en el denominado “affaire cautelares”, se esperaba con gran expectativa la indagatoria del ex Juez de Paz Letrado Rómulo Rava, pero nada nuevo ocurrió habida cuenta del que el mismo prefirió el silencio.

Cabe recordar que el Dr. Rómulo Ricardo Rava quedó comprometido en la causa luego del testimonio brindado por Pedro Pericás, y renunció en el mes de agosto luego de que se decidió abrirle juicio político por mal desempeño de sus funciones y desconocimiento inexcusable del derecho.

En su oportunidad, el informe del fiscal Dr. Ramón Alfonzo, sirvió para que el Ministerio Público requiriera la imputación en contra del ex Juez, luego de que analizara la denuncia de la Fiscalía de la provincia de Tucumán. Finalmente, el Dr. Darío Alejandro Alarcón ordenó la detención de Rava.

De cualquier manera, Rómulo Rava prefirió abstenerse de declarar al momento de su indagatoria, por lo que no explicó el porqué de la anulación de casi una docena de contratos celebrados por Luis Manuel Pericás, delito por los cuales estaría acusado de prevaricato y abuso de autoridad.

Por el momento entonces, Rómulo Rava continuará en calidad de detenido, no obstante lo cual se especula con que los abogados defensores de alguna manera buscarán atenuar los cargos en su contra e incluso solicitar su excarcelación.

RECUSACIÓN

A través de la presentación de un escrito, el abogado defensor de Luis Manuel Pericás, Dr. Juan José Saín, recusó a los integrantes del Tribunal de la Cámara de Apelaciones, entendiendo que sus miembros estarían impedidos de intervenir otra vez en un planteo del empresario, ya que anteriormente lo habrían hecho ya en un par de ocasiones.