Judiciales

Abuso sexual y violencia contra menores

Con el objeto de evitar la revictimización de todos aquellos que padecen la problemática, el Superior Tribunal de Justicia de Santiago del Estero aprobó el Protocolo de actuación en caso de abuso sexual o violencia contra menores de edad. El mismo establece las pautas de actuación de operadores judiciales y profesionales de la salud ante casos de esas características.

La Sala de Superintendencia del Superior Tribunal de Justicia aprobó el “Protocolo de Abordaje de Niños, Niñas, Adolescentes y víctimas o testigos de abuso sexual y otros delitos”, con el que se pretende evitar la revictimización de quienes padecieron un hecho castigado por el Código Penal. En el flamante Protocolo se establecen las pautas de actuación de los operadores judiciales y de profesionales de la salud ante un posible caso de abuso sexual, violencia u otros delitos conexos en perjuicio de un menor de edad.

El objetivo central es hacer efectiva la protección de los derechos de niños, niñas y adolescentes víctimas de delitos, tal como lo consagran las Convenciones Internacionales y las leyes argentinas. En ese sentido, se busca mejorar la atención y contención de los damnificados o testigos, para que a través de una intervención especializada y coordinada entre las instituciones responsables de su aplicación, se consiga un abordaje respetuoso del caso; se obtengan pruebas válidas y de calidad adecuada para una investigación eficaz de los hechos denunciados. Entre los aspectos centrales del Protocolo se encuentra un modelo de revisación de las víctimas para que los médicos hagan un informe detallado, que servirá como elemento probatorio esencial y a la vez paras que se recolecten muestras para se hagan pericias pertinentes. Asimismo, se incorporan lineamientos para la realización de la entrevista en cámara Gesell, evitando que se revictimice a niñas, niños y adolescentes