Actualidad

Tucuman, la cuna de los prostíbulos

La madre de “Marita” Verón se quejó por la falta de acción frente a estos delitos por parte de la justicia, y manifestó además que autoridades policiales se encuentran vinculados con la explotación de mujeres.

El Tráfico de Personas y la Prostitución son hechos que preocupan a millones de personas en diferentes partes del país. El aumento de desaparecidos por esta problemática sigue ascendiendo con el pasar de los días y muy poco se habla de ello en los medios.

En estos últimos meses han sido hallados una gran cantidad de establecimientos que operaban clandestinamente dentro de diferentes puntos de la cuidad de Tucumán.

Generalmente quienes se encontraban en estos lugares eran jóvenes provenientes de diferentes partes del país, que mediante promesas de un buen pasar económico han sido arrancadas de sus hogares y alejadas de sus familias.

Diferentes organizaciones se han encargado de tomar cartas en el asunto para lograr desmantelar de alguna manera estos establecimientos clandestinos y dejar en libertad a estas jóvenes.

Es así como la Fundación Marita Verón, la cual fue formada por Susana Trimarco luego de la desaparición de su hija en el año 2002 en Tucumán, se ha encargado de ser la cara visible de estos hechos frente a la justicia.

A una década del nacimiento de esta institución, el avance que se tuvo contra esta problemática fue notoria. A pesar de eso, Trimarco dejo fuertemente claro, que su mayor logro hubiese sido poder encontrar a su propia hija.

Según lo informado por la fundadora de esta institución, desde su creación hasta el momento, fueron rescatadas alrededor de 10.000 víctimas de Trafico. Las cuales muchas de ellas ya han formado nuevamente sus vidas.

Han sido pocos los casos de las personas que volvieron a recaer, pero se debe más que nada a la falta de apoyo familiar y a la necesidad, lo que muchas veces es un factor determinante en estos casos.

La problemática en la provincia vecina de Tucumán es sumamente preocupante, las autoridades no han tomado cartas en el asunto, hacen caso omiso a la gran cantidad de denuncias que hay en la justicia sobre estos delitos que afectan sobre todo a las mujeres.