Sin esperar la asunción del presidente electo Javier Milei y ante la expectativa de una devaluación, las estaciones de Shell y Puma aumentaron los precios de los combustibles un 15% en todo el país. Ahora prevén que las demás hagan lo mismo en todo el país.

A nivel país, la empresa ajustó desde este viernes 8 de diciembre los valores del gasoil, 17%; Euro, 13%; nafta Súper, 19% y V-power, 14%. 

El último aumento de los combustibles se había aplicado el pasado 25 de noviembre y había sido del 10%: en esa oportunidad, YPF y Axion fueron las primeras estaciones en aplicar las subas.

Con esta última suba, los combustibles acumulan una suba del 35% desde noviembre, cuando venció el acuerdo de “Precios Justos” que incorporó a las principales empresas de hidrocarburos con el fin de controlar las subas en el sector de los combustibles.

Suba de combustibles: ¿Cómo quedaron los precios? 

En el Gran Buenos Aires:

Nafta súper: $439
Nafta premium (V-Power): $499
Gasoil: $479
Gasoil premium: $529 

Sin embargo, la suba no sólo afectó a los precios en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), sino en todo el país. Por ejemplo, en Santa Fe, la súper está a $461 y, en Mendoza, el precio del mismo producto se ubica en los $434. En Córdoba, con el nuevo aumento, la nafta súper se ofrece a $476. 

El futuro secretario de Energía, Eduardo Rodríguez Chirillo, dijo que “se debe apuntar a una fluctuación libre, sin el control indirecto que hoy ejerce el gobierno en el mercado a través de YPF”, en declaraciones al portal Surtidores.

El Gobierno de Alberto Fernández postergó durante más de dos años los aumentos del impuesto sobre los combustibles líquidos (ICL) y al dióxido de carbono (IDC) para evitar aplicarle más presión a los precios. Estos impuestos representaban en noviembre de 2020 el 17% del precio del gasoil y el 23% del de nafta, mientras que actualmente explican solo el 5% de gasoil y el 8% de nafta.

El ajuste de los combustibles será una de las primeras decisiones que deberá tomar Horacio Marín, el nuevo CEO de YPF designado por Milei.

El Presidente electo prevé que los precios de los combustibles se liberen, así como también irá quitando los subsidios al gas y a la energía eléctrica.

Comparte esta noticia