Dejando atrás viejos fantasmas y con una efectividad tremenda, Boca eliminó a River en los octavos de final de la Copa Argentina, en la definición por penales por 4 a 1, tras igualar sin goles en el tiempo reglamentario.

El partido que se disputó en el estadio «Unico de La Plata», se definió en favor de Boca por los penales que marcaron Marcos Rojo, Juan Ramírez, Cristian Pavón y Carlos Izquierdoz.

Para River solo marcó David Martínez, ya que el arquero «Xeneize» Agustín Rossi le contuvo el disparo a Julián Alvarez y Braian Romero desvió su remate.

Ahora Boca buscará seguir en competencia cuando enfrente en los cuartos de final a Patronato de Paraná, que había dejado en el camino a Villa San Carlos (1-0).

Esta es la segunda vez en el año que Boca elimina a River en los penales en un competencia local, ya que había sucedido lo mismo por la Copa de la Liga Profesional, también en octavos de final, luego de haber igualado 1 a 1 en los 90 minutos.

Comparte esta noticia