El líder opositor ruso Alexey Navalny murió en la cárcel, de acuerdo a lo informado este viernes por el servicio penitenciario del país, que no precisó hasta el momento la causa del fallecimiento.

«El 16 de febrero de 2024, en la colonia penitenciaria número 3, el recluso Navalny A.A. se sintió mal después de un paseo y casi inmediatamente perdió el conocimiento. Los trabajadores médicos de la institución llegaron inmediatamente y llamaron a un equipo médico de emergencia», indicó en un mensaje el Servicio Penitenciario Federal.

«Se llevaron a cabo todas las medidas de reanimación necesarias, pero no dieron resultados positivos. Los médicos de urgencias confirmaron la muerte del condenado. Se están estableciendo las causas de la muerte», informó la institución.

El portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, señaló que el presidente Vladimir Putin ya fue «informado» de la muerte del opositor e indicó que no tiene precisiones sobre las causas del hecho.

Por su parte, el equipo que trabaja con Navalny afirmó que no fue informado de su muerte y consignó que un abogado se dirigía a la cárcel en la que estaba detenido.

Navalny fue detenido en enero de 2021 a su regreso a Rusia, tras recuperarse en Alemania donde fue hospitalizado tras ser víctima de un aparente envenenamiento en Rusia que atribuyó a Putin, algo que el Kremlin negó.

Desde su arresto fue condenado a altas penas de cárcel tras ser acusado de «extremismo» y «fraude».

Previamente, movilizó enormes manifestaciones antigubernamentales en el país que fueron duramente reprimidas por el Gobierno de Putin.

Comparte esta noticia