El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, fue abruptamente evacuado de una conferencia de prensa este lunes luego de que tuviera lugar un tiroteo en las inmediaciones de la Casa Blanca, reportó la agencia Reuters.

El mandatario acababa de iniciar el contacto con los periodistas centrado en el estado de la economía cuando un funcionario del Servicio Secreto, agencia que se encarga de la seguridad del presidente, le indicó que debía retirarse. La sala de prensa permaneció, en consecuencia, bloqueada durante unos momentos.

Unos minutos después Trump retornó a la sala de prensa y informó a los periodistas que había tenido lugar un tiroteo “afuera de la Casa Blanca, cerca de la valla” y que el tirador había sido abatido por el servicio secreto, sin conocerse su estado de salud.

“Hubo un tiroteo en los alrededores de la Casa Blanca, parece que está perfectamente bajo control. Quisiera agradecer al Servicio Secreto por hacer un trabajo siempre rápido y eficaz”, comenzó diciendo el presidente estadounidense.

“Hubo un tiroteo real. Alguien fue llevado al hospital, no conozco su estado. Parece que esta persona recibió un disparo de parte del Servicio Secreto, así que veremos qué ocurre”, indicó. “Fue el sospechoso el que resultó herido”, aclaró.

El mandatario insistió en que había pocos detalles al momento y que acababa de enterarse, pero que no estaba sobresaltado por el episodio.

“¿Parezco desconcertado? El mundo ha sido durante siglos, si mirás hacia atrás, un lugar muy peligroso”, expresó, antes de retomar su exposición sobre el estado de la economía de Estados Unidos en el contexto de la pandemia de coronavirus.

Comparte esta noticia