Güemes empató ante Brown de Adrogue 1 a 1, y se mantiene en la cima de la Zona B con 18 puntos, junto a Independiente de Rivadavia, al completarse la novena fecha de la Primera Nacional.

David Romero marcó el tanto del equipo de Pablo Martel, y lo empató Matías Sproat en el cierre mismo del partido para Brown de Adrogue.

EL PARTIDO

Los primeros 30 minutos fueron de mucha intensidad, con dos equipos preocupados en la marca y en la presión. En ese sentido, el negocio de Brown fue manejar por momentos la pelota y pararse arriba en su faceta ofensiva.

Güemes por su parte, se contagió en el ida y vuelta con pocas ideas, y de a poco, aparecieron los que más saben con el balón, y llegaron las emociones, únicamente para el local.

A los 29 minutos, avisó Barrientos con un tiro libe que dio en el palo derecho de Ríos, salvándose la visita, y dos minutos más tarde (31´), Algozino presionó por derecha, mandó un centro, se pasaron todos, y Barrientos entrando por izquierda, cabeceó por arriba del travesaño.

Brown se tiró atrás, cuidando el resultado, ya no era ese equipo bien formado, y Güemes llegó a la apertura en el marcador a los 42 minutos en una pelota parada. Barrientos le dio mucha rosca, y David Romero se anticipó a todos, y de cabeza, venció la salida de Ríos para el 1-0.

Después no hubo más tiempo. Los minutos se consumieron y por lo hecho en el cierre, Güemes se quedó con el triunfo parcial.

En la segunda etapa cambiaron los roles. Brown de Adrogue asumió el protagonismo y Güemes lo espero atrás para salir de contra. Por esa vía, tanto Algozino como Vega tuvieron dos disparos de media distancia, pero sin resolución.

A los 11 minutos, llegó con claridad la visita. Se proyectó Sanabria por izquierda, centro medido, y Acosta cabeceó “bombeado”, y Salvá la sacó al corner.

Mejoró mucho el local, y llegaron las chances para el “Gaucho”, ya en dos ocasiones la tuvo Claudio Vega, respondiendo muy bien Ríos, y la otra, la tuvo Algozino, donde volvió a lucirse el golero visitante. Güemes era mucho más.

De a poco, Brown fue manejando el balón con el importante ingreso de Nicolás Sánchez que le dio más fútbol al equipo, después de los 30 minutos, se inclinó la cancha para el equipo de Pablo Vicó.

Con tres delanteros, la visita comenzó a complicar al local, que sintió el viaje a Puerto Madryn, y pagó las consecuencias. Entraron Milton Zárate y Caro Torres para mantener el resultado parcial, y a los 41 minutos, avisó Bazán, con un disparo que controló muy bien Salvá.

El árbitro adicionó 5 minutos, y a los 45 minutos llegó la igualdad. Se proyectó por izquierda Acosta, perfecto pase a Matías Sproat que hizo una genialidad en dos metros, donde metió un caño a Pavón y “fusiló” a Salvá para el 1-1 definitorio. Buena la jugada, y mejor la definición del “10”.

Ya en el cierre, Güemes lo fue a buscar, pero se acabaron las ideas, y el empate no se modificó (Los relevos no fueron la solución). Lo tuvo el local para ganarlo, se quedó y Brown de Adrogue le empató en el final. Sabor amargo en la “Isla”.

 

Comparte esta noticia