Con motivo del Día de la Madre, la Capital pondrá en práctica un operativo para reforzar la seguridad sanitaria por la pandemia de Covid-19 en el cementerio La Piedad, ante lo que seguramente será una amplia concurrencia de vecinos.

Por ello, un equipo de funcionarios pertenecientes a las áreas de Coordinación, Gobierno y de Obras y Servicios Públicos, llevó adelante una reunión para articular las funciones y los servicios que se atenderán durante el fin de semana.

Quedó establecido que el cementerio estará habilitado al público el sábado y domingo en el horario corrido de 8:30 a 16.30 y que, a los fines de garantizar el cumplimiento del distanciamiento social, se establecerá un cupo para restringir la densidad de ocupación de las instalaciones hasta un 50% de su capacidad total.

Durante el fin de semana habrá un amplio despliegue de personal del municipio perteneciente a las áreas de Salud, Defensa Civil, Tránsito, Calidad de Vida, Gestión Urbana, de higiene y de la propia necrópolis. En tanto, la seguridad estará a cargo de la Policía de la Provincia.

Entre los puntos más importantes del protocolo se consignó que los menores de 15 años solo podrán ingresar acompañados por un adulto y se aconseja evitar la concurrencia de adultos mayores y/o personas incluidas en los denominados grupos de riesgo.

El distanciamiento interpersonal de dos metros se exigirá permanentemente, como también el uso de tapabocas o máscaras protectoras.

Se establecerá un tiempo límite de permanencia: hasta una hora en el caso de los monumentos familiares, nichos municipales y sepulturas naturales; y hasta veinte minutos en el caso de los monumentos comunitarios.

Durante el ingreso, se controlará la temperatura corporal de los concurrentes con termómetros digitales infrarrojos y para quienes presenten temperaturas superiores a los 37,5 grados se comunicará esa situación a las autoridades sanitarias. También se proveerá a los visitantes de alcohol en gel para sanitizar sus manos.

El acceso de automóviles será por la puerta ubicada sobre calle Islas Malvinas y la salida por Papa Pío XII. Sólo se permitirá el ingreso de personas con discapacidades motrices o adultos mayores. Es decir, el conductor y un solo acompañante en el asiento trasero.

A su vez, no se habilitará la capilla y a la plazoleta «La Piedad», por lo que no se realizarán misas, responsos u otros oficios religiosos.

Los funcionarios remarcaron que, ante el incumplimiento de estas medidas, se tomarán acciones para cesar las conductas infractoras o indebidas, dándose inmediata intervención a las autoridades competentes, en el marco de los artículos 205, 209 y concordantes del código penal.

Comparte esta noticia