Un Indignante hecho fue denunciado en la provincia de Río Negro: un hombre llevaba desaparecido más de un año y medio cuando sus restos fueron devueltos a su familia en una caja de mayonesa.

Verónica Sosa, nieta de Luis, lo denunció en Facebook: “¿Se puede ser más basura? Que se enteren todos de la clase de mierda que tenemos en el poder Judicial”.

La mujer habló con el sitio local, La Comuna, de Río Negro, y expresó: “Un error, no hicieron el certificado de defunción ¿Qué más me van a hacer? Es increíble. Van a tener que seguir trabajando, no vamos a parar hasta saber que le paso a Don Sosa. ¡No van a saber dónde meterse!”.

“¡A Luis Sosa lo hicieron desaparecer! Luis Sosa no se dejó morir en un basural. Luis sosa no es un pedazo de cráneo. A Luis Sosa le paso algo”, cerró.

El hecho se remonta al 13 de agosto último cuando le comunicaron que los restos eran finalmente los de su abuelo y protestó que hace 18 días que había esperado que le “entreguen lo que queda” de su abuelo para poder darle una sepultura.

Sosa denunció: «Desde un principio hicieron las cosas mal, después de un mes de tu desaparición aparece un cráneo (claramente plantado, porque no había ningún otro pedazo o ropa que indique que hubieras muerto en ese lugar)”.

Los restos óseos fueron hallados en un basural ubicado al norte de la ciudad de Roca, Río Negro, a mediados de agosto, y fueron analizados por el Laboratorio Regional de Genética Forense. Las pruebas de ADN para identificar el cadáver duraron más de dos meses y fueron cotejadas con la información genética de ocho grupos familiares de desaparecidos en la zona.

Comparte esta noticia