Diego Schwartzman está a un paso de alcanzar el ATP Finals que reúne a los mejores ocho jugadores del año a pesar de la derrota contra Daniil Medvedev en los cuartos de final del Masters 1000 de París. Todas las miradas ahora estarán centradas en la actuación del español Pablo Carreño Busta, que deberá ganar dos torneos para impedirle al argentino llegar al gran torneo de fin de año.

El Peque perdió 6-3 y 6-1 un partido que en caso de haber ganado le hubiese asegurado el pase directo al ATP Finals que se desarrollará en Londres entre el 15 y el 22 de noviembre. Sin embargo, no era la única combinación que le permitiría estar en ese destacado certamen: también obtendrá el boleto si el español Pablo Carreño Busta no sale campeón de este certamen (jugará hoy las semifinales contra Rafael Nadal) y del ATP 250 de Bulgaria que se celebrará la próxima semana.

El tenista de 28 años, noveno en el ranking ATP actualmente, se convertirá en el octavo argentino en disputar el Masters masculino en singles a fin de año tras lo hecho por Guillermo Vilas, Juan Martín del Potro, José Luis Clerc, David Nalbandian, Guillermo Coria, Gastón Gaudio y Mariano Puerta.

El partido de Schwartzman no fue para nada sencillo, teniendo en cuenta el historial desfavorable que ya lo acmopañaba previamente contra el número 5 del mundo de 24 años. Medvedev lo había vencido en las tres oportunidades previas: la última en la ATP Cup de este año en Australia, donde tuvieron un tenso intercambio. Previa a esta presentación, Peque había mostrado un sólido nivel para eliminar al francés Richard Gasquet (7-5 y 6-3) y al español Alejandro Davidovich Fokina (6-1 y 6-1).

“Mi relación con Medvedev es la de dos compañeros de tenis y no más que eso. No voy a mentir que somos amigos, ni nada. Pero si no hubiese pasado en la ATP Cup esa discusión la relación sería igual, saludarnos y entrenar algunas veces si se da en los torneos, y no mucho más que eso. Es lo normal que pasa entre dos personas que son de las dos puntas del mundo”, había dicho el argentino en la previa a este enfrentamiento sobre aquel momento en Australia. Medvedev ahora espera en semifinales del campeonato parisino, donde se topará con el vencedor del choque que mantendrán el canadiense Milos Raonic y el francés Ugo Humbert.

Independientemente de lo que suceda de aquí en adelante, el argentino podrá cerrar un 2020 mágico para su carrera. Fue finalista del Masters 1000 de Roma y de los ATP 250 de Córdoba y Colonia, además de firmar semifinales en Roland Garros y en el ATP 250 de Buenos Aires. Estos resultados le permitieron ser Top Ten por primera vez.

Sólo queda un pase disponible para el ATP Finals de fin de año tras las clasificaciones de Novak Djokovic, Rafael Nadal, Dominic Thiem, Stefanos Tsitsipas, Alexander Zverev, Andrey Rublev y el mencionado Medvedev.

Comparte esta noticia